Adega Alan de Val

La Adega Alan de Val, se fundó en 1993 por los hermanos Sánchez Rodríguez pero en realidad cuenta con una trayectoria mucho más larga. La historia de Alan de Val se remonta a los años 20. Fue en esa década de los años 20, cuando su abuelo José Sánchez Núñez, compró la actual cueva de Alan de Val, en la zona de las Pinguelas (A Rúa). Se casó con Elisa Fernández Díaz y de alguna manera y sin saberlo, se convirtió en el fundador de la actual saga Alan. Ya que fue ahí donde empezó la andadura de la familia como elaboradores. En 1954 el abuelo construye casa en la Rúa de Valdeorras, en el barrio de San Roque, una casa con corral, cuadras y alpendres. Y por supuesto, con bodega. En esta casa nacieron los hermanos Sánchez Rodríguez; Joaquín, Manuel y José Luis. Por lo que el mundo del vino forma parte de su vida desde que nacieron. En una familia desde siempre dedicada a la viticultura, a los injertos, al vino. Su padre Manolo elabora y vende vino hasta los años 60 que llega la cooperativa. Paralelamente hay otra actividad de tanta o más importancia en su familia que la elaboración de vinos, los viveros. Hay que recordar que Valdeorras ha suministrado al Ribeiro, sobre todo, y a toda Galicia gran cantidad de injertos para replantar y para nuevas plantaciones de variedades autóctonas y, por supuesto, de Garnacha tintorera, variedad que han adoptado y adaptado a su comarca y que hoy la consideran como suya. Es en 1993 cuando los tres hermanos tomaron la decisión y dieron el paso. Se funda la bodega Alan de Val, bajo la Denominación de Origen Valdeorras, con una premisa fundamental, trabajar exclusivamente con viñedos propios. Premisa que por supuesto se sigue manteniendo a día de hoy.

Mostrando los 3 resultados

error: Content is protected !!